Cuidado Facial

6 Consejos para el cuidado de la piel sensible

6 Consejos para el cuidado de la piel sensible

La piel sensible requiere un cuidado especial ya que es propensa a brotes de acné. La acumulación de residuos en la piel sensible conduce a la formación de puntos negros y espinillas. Un régimen de cuidado adecuado para la piel sensible toma medidas preventivas para evitar los problemas de la piel en primer lugar. Aquí hay algunos consejos para el cuidado de la piel sensible.

6 Consejos para el cuidado de la piel sensible

1. No use jabón en la piel

Hay varia clases de limpiadores para la piel, el jabón es uno de ellos. Casi todas las barras de jabón son de base alcalina. El uso de jabón en la piel sensible afectará el equilibrio de pH normal de la piel. Esto deshidrata la piel, causando una mayor sensibilidad. Use un limpiador facial suave y sin aceite para la piel sensible. Esto ayudará a evitar la producción de brotes en la piel. No se lave la cara con agua fría o caliente, el agua tibia es mejor para la piel sensible.

2. Evite la exposición a elementos dañinos

Evite la exposición excesiva a la luz solar, ya que puede afectar la textura de la piel sensible. Utilice un protector solar de calidad, sin aceite para evitar el daño solar. Evite los alimentos demasiado picantes o muy dulces. Siga una dieta equilibrada para mantener la piel sensible sana. Además, evite el uso de productos cosméticos agresivos, ya que puede dañar la piel sensible. También es importante eliminar los malos hábitos dañinos para la piel.

3. Hidrate y limpie su piel

La piel sensible necesita un régimen de cuidado facial diario. Utilice cremas hidratantes y productos de limpieza naturales para la piel sensible. También haga un facial una vez a la semana, pero cuidado de exfoliar su piel con productos suaves, no hacerlo muy a menudo. También evite usar cualquier crema o mascarilla con la palabra «ácido» en la piel sensible, para ayudar a prevenir las erupciones y el enrojecimiento. Hidrate y lave la piel al menos dos veces al día para mantenerla sana.

4. Duerma bien

El insomnio puede afectar la piel, especialmente si es sensible. Dormir bien ayuda a la piel a regenerarse, por lo que es esencial dormir la cantidad de tiempo adecuado para su organismo. Evite el estrés, ya que tiene un impacto directo sobre la piel. Practique técnicas de alivio de tensión para mantener su piel sensible sana.

5. No use mucho maquillaje

El maquillaje puede afectar la textura de la piel sensible. El exceso de maquillaje puede obstruir los poros y causar brotes de acné. Es perfectamente posible verse bien sin maquillaje, trate de no usarlo en la piel sensible, deje que respire naturalmente. Esto ayudará a que su piel recupere el brillo natural. Puede utilizar productos de maquillaje orgánicos de vez en cuando en su piel sensible.

6. No toque su piel

Recuerde esta regla, mientras más se toca la piel, más daño le hace. La piel sensible acumula la suciedad más fácilmente, por lo que tocarse sólo empeorar las cosas. No toque el acné, ya que puede conducir a inflamación y más brotes. Use algodón para deshacerse de irritación de la piel.