Relación entre una dieta sana y el cuidado de la piel

Contribuidor: Zuly Tejada  - Página web

La dieta es un factor muy importante en el cuidado de la piel. Incluso si una persona nace con una piel sana y hermosa, su piel puede sufrir las consecuencias si consume alimentos dañinos y pocos saludables. Las personas que no tienen la piel saludable pueden consumir los alimentos adecuado para devolver la salud a la piel naturalmente. Y lo más importante para una piel sana y radiante es beber mucha agua.

mujer con fresa

Debe existir un equilibrio adecuado en la dieta que incluya todos los tipos de alimentos en la proporción adecuada de vitaminas, minerales, carbohidratos, grasas y proteínas. Debe incluir vegetales de hojas verdes, coles, ensaladas y frutas en su dieta diaria. También debe ingerir yogur y otros productos lácteos para mantener el intestino limpio.

Si usted ingiere y mantiene la cantidad adecuada de alimentos balanceados puede obtener y mantener una piel sana y radiante fácilmente, sin granos de acné y manchas. Debe evitar el consumo de las comida chatarra, las bebidas carbonadas y azucaradas, los alimentos fritos, saturados y procesados para mantener la piel en buenas condiciones ya que son la causa principal de acné, debido al desequilibrio hormonal.

Las proteínas, los productos frecos, los carbohidratos y las vitaminas son los alimentos principales que necesita aumentar en la dieta si la piel está flácida o ceniza. El azúcar es una de las principales fuentes de carbohidratos, pero causa más daño que beneficio por lo que debe mantener un control sobre el consumo de azúcar en la dieta. El azúcar de la fruta y la miel son los mejores sustituto naturales del azúcar, aléjese de los sustitutos artificales y opte por opciones más naturales, no sólo en el azúcar pero el resto de los alimentos. Consuma pan y arroz integral en lugar pan y arroz blanco.

Hay dietas que recomiendan la eliminación de un grupo de alimentos completo, como los carbohidratos o proteínas, esto es sumamente perjudicial para el cuerpo. Si no consume grasas no saturadas, la piel pierde su elasticidad. Así que un poco de grasa es muy esencial para un buen cuerpo y una piel tonificada. La dieta vegetariana carece de proteínas adecuadas para la piel, las personas que omiten este grupo esencial de alimentos generalmente tiene la piel ceniza, flácida y sin brillo y parecen mayores de lo que realmente son. Si desea una piel sana y hermosa debe ingerir los alimentos adecuados, inluyendo proteínas. Los humanos somos omnívoros así que nuestra dieta debe ser muy variada para logra la salud óptima.

La piel y las vitaminas

Las vitaminas son esenciales en la dieta diaria y juegan un papel muy importante en el cuidado de la piel. Usted debe incluir suficientes vitaminas en la dieta para evitar la piel reseca. Hay cinco vitaminas esenciales, la vitamina A, B, C, D y E. Hay diferentes fuentes de las 5 diferentes vitaminas, para incluirlos en la dieta diaria en proporción uno tiene que tener el conocimiento sobre ellos, y la forma en que juegan un papel en la dieta diaria para mantener el cuerpo y la piel sana y brillante.

La vitamina A - los rábanos, mangos y manzanas son una fuente ricas de vitamina A. Ayudan a reconstruir el tejido y desintoxicar la piel evitando los granos de acné y manchas, manteniendo su piel joven y limpia.

La vitamina B - la vitamina B está disponible en muchos vegetales de hoja, como la lechuga, la espinaca, etc. Estimula el sistema inmunológico y proteje contra las enfermedades de la piel.

La vitamina C - la vitamina C es muy útil para aliviar las alergias y fortalece el sistema inmunológico. Es muy buena para la piel ya que la mantiene libre de manchas y radiante. Todos los cítricos así como las frutas jugosas son una excelente fuente de vitamina C, como las naranjas, lima, limón y uvas. Incluya un vaso de jugo de naranja bajo en azúcar en su dieta diaria. La vitamina C ayuda a la piel a reparar los daños y la protege contra el envejecimiento prematuro, ya que detiene la formación de arrugas y mantiene la piel brillante.

La vitamina D - la vitamina D está disponible en los productos lácteos, también el sol es la fuente principal de vitamina D y es muy esencial para los huesos.

La vitamina E - La vitamina E hidrata y suaviza la piel, manteniendo la piel brillante y joven. La leche, mantequilla, pescado, aceitunas y los frutos secos son una fuente rica de vitamina D y E. La vitamina D evita que la piel se reseque y pierda su elasticidad.

La falta de vitaminas y proteínas y otros nutrientes hace que la piel luzca opaca, flácida, sin vida y sea propensa a problemas. Así que debe mantener un equilibrio en la dieta si desea mantener su piel joven, sana y radiante.

Agradece al Autor

Agradece a nuestros contribuidores voluntarios en Facebook:

Usted está aquí: