Diseño y Decoración

La naturaleza como decoración

La próxima vez que se sienta inspirado en la naturaleza como decoración, no se deje llevar por cosas de mal gusto como conchas de mar convertidas en jabón o platos y rocas con las palabras «paz» o «serenidad» grabadas en ellas. En su lugar, mantenga las cosas más simples, hurtando lo mejor que el exterior tiene que ofrecer, como un envase con piedras recogidas del piso del bosque o un jarrón lleno de suculentas arrancadas del jardín. Cualquier cosa viva – un pez de colores en un tazón o una pequeña tortuga en un terrario – añade un elemento de tranquilidad a su entorno. Elija algunos objetos como puntos focales para cada habitación, y creará una atmósfera tan exuberante y luminosa como la naturaleza.

natural

Permita que la luz solar entre a su hogar

Para lograr una sensación terrosa y a la vez aireada, empiece por dejar que la luz del sol entre. Las ventanas son los ojos de la naturaleza. No hay nada más natural que los primeros rayos del día entrando a través de una ventana en la cocina. Los colores más sorprendentes y hermosos provienen de la naturaleza – el color del sol detrás de las hojas, el amarillo de los cítricos o un tazón grande de narcisos. Los colores son más modernos y vibrantes que cualquier cosa que usted puede imprimir. 

Muchas veces los mejores accesorios de decoración para el hogar son gratis: un pedazo de corteza, una rama, un árbol de abedul o una rama de un cerezo silvestre blanca y brillante en un frasco de vidrio grande. Incluso una cadena plana de malva y de algas marinas en una caja pueden servir como un recordatorio tangible y nostálgico de unas vacaciones junto al mar. Estas cosas cuestan no cuestan nada y se ven increíblemente bien.

Incorpore la naturaleza a su hogar

Un paseo por el bosque, un parque de césped con árboles de hoja perenne elevados o incluso su patio trasero puede servir de inspiración perfecta para naturalizar su casa. Se recomienda el uso de una mesa de picnic como una isla de cocina o un banco de madera como un área de asientos en el interior. Se trata de revertir lo que se espera y lo que es exterior llevarlo al interior. Cualquier cosa que se usa normalmente en la parte exterior de la casa – accesorios de iluminación como lámparas – se ven muy bonitos en el interior. Utilice materiales naturales en blanco, color crema de lino y paja – las fibras duras utilizadas en la fabricación de cuerdas también se prestan a un estilo acogedor e idílico al aire libre.

Para el dormitorio, trate decorar con madera con un acabado rugoso, rústico o muebles – mesas, camas y sillas de mimbre como en una casa de árbol en una jungla distante. El papel pintado es otra manera increíble para mostrar la naturaleza, especialmente en espacios más pequeños como el vestíbulo. Hay muchas impresiones hermosas con hierba o contornos de árboles plateados que incorporan elementos orgánicos como la tela de cáñamo, el yute y la hierba que trae la naturaleza en el mundo moderno. Para un look más minimalista puede aplicar el papel de un solo lado de la habitación. En última instancia, no importa cuales accesorios usted elige, usted quiere mantener las cosas abierta  y bañadas en abundante luz natural. Use tantas cosas verdes como sea posible, permita que  entre trae tanta luz como sea posible y vaya a comprar algunas plantas y árboles.

Colores

Cuando se trata de elegir una paleta de colores para el interior de su hogar las tonalidades de la naturaleza siempre son mejores: el azul brillante del cielo, el verde intenso y profundo de las hojas de un árbol en el verano, el turquesas del mar Caribe. Incluso la parte inferior opalescente de una concha de músculo que se encuentra en la playa puede ser la base de un color hermoso en una habitación.

La naturaleza está ahí para inspirar, pinte las paredes de un color verde oscuro y azul para imitar el océano o deje sus paredes de un color neutral para que la luz natural rebote. El turquesa y el color arena, que es de color beige y malva y con trozos de púrpura y rosa son muy populares. Tome un paseo por el bosque o por la playa en busca de inspiración estética.