Frutas y Vegetales

Consejos para Cultivar Tomates en Macetas

Con la llegada del calor muchos estamos afanados por cultivar y aprovechar el sol lo mas posible y aunque carecemos de jardines esto no es un impedimento para cultivar y cosechas los vegetales y hierbas favoritas, como el tomate. El cultivo de tomates en macetas puede ser muy satisfactorio o un desastre total, aún para el mas experto de los jardineros. A veces no hay nada que pueda hacer para evitarlo: mal tiempo o problemas con las plagas. Sin embargo, hay algunas cosas que puede hacer para mejorar sus posibilidades de cosechar tomates exitosamente.

cultive tomates en su jardín

axelmellin via pixabay

1. Utilice macetas de buen tamaño

Una de las cosas más importantes que puede hacer para garantizar una cosecha de tomate es usar una maceta lo suficientemente grande: cuanto más grande, mejor. Como mínimo, necesita una olla o recipiente que tenga al menos un pie cuadrado, es mejor 2 pies cuadrados, para una planta (a menos que sea una variedad de tomate muy pequeña). Los cubos de cinco galones, que puede obtener en ferreterías, o gratis en restaurantes o fábricas de alimentos, tienen el tamaño perfecto para una planta. También, puede usar una caja de cultivo o como alternativa utilice una bolsa de comestibles reutilizable de buen tamaño.

Ponga una sola planta por contenedor, hay jardineros que sugieren cultivar hierbas en la misma macetas, pero considere que ya es bastante difícil darle a los tomates la cantidad constante de humedad que necesitan sin preocuparse de que otras plantas compitan por el agua. También es imprescindible llenar la maceta con tierra de buena calidad y asegurarse de tener un buen drenaje.

2. Riegue bien sus tomates, pero no demasiado

La clave del éxito del tomate es darle a sus plantas una cantidad constante de agua, que puede ser el mayor reto para cultivar tomates en macetas. El objetivo es mantener el suelo húmedo, no mojado, si riega demasiado las raíces de su planta se pudrirán, si por el contrario riega sus tomates con muy poca agua sus plantas se debilitarán y sus tomates se pudrirán.

Si usa demasiada agua o muy poca tendrá un desastre en sus manos. La forma más fácil de lidiar con esto es usar contenedores de riego automático. De lo contrario, tendrá que chequear sus tomates todos los días.

Si cae demasiada lluvia donde vive, proteja sus tomates moviéndolos a un área protegida o cúbralos, si son lo suficientemente pequeños. Además, riegue por la mañana, las plantas absorben y usan el agua de manera más eficiente por la mañana, y riegue la tierra, no las plantas.

3. Utilice fertilizante

Es crítico que fertilice sus tomates para alimentarlos, la tierra que venden para macetas por lo general no contiene nutrientes, que es esencial para cultivar casi cualquier cosa en macetas, pero asegúrese de revisar la bolsa para chequear de que no tenga fertilizante mezclado. Puede utilizar cualquier fertilizante multiuso y de liberación lenta, asegurándose de mezclarlo bien.

Un truco que funciona de maravilla es regar sus tomates con alga líquida diluida y fertilizante en emulsión de pescado cada semana o cada dos semanas.

4. Asegúrese que sus tomates tengan mucha luz solar

La mayoría de las personas sobreestiman la cantidad de sol que sus plantas obtienen. Así que realmente averigüe si sus tomates están recibiendo suficiente sol. Los tomates necesitan más de 6 horas a pleno sol como mínimo y más de 8 horas es todavía mejor. Salga y revise sus macetas varias veces durante el día y a diferentes horas para saber la cantidad de sol tienen, si no reciben suficiente sol, muévelos a otro lugar donde tendrán más luz.

Asegúrate de fortalecer sus plántulas de tomate: demasiada exposición temprana al viento y al sol puede debilitar o matar a sus plantas pequeñas. A los tomates también les gusta el calor, por lo que no los saque antes de que se ponga caliente, o prepárese para moverlos y protegerlos del frío.

5. Siembre sus tomates bien a fondo

La mayoría de las plantas no prosperan si la siembra profundamente, los tomates son diferentes. Las raíces se desarrollarán a partir de tallos que están bajo tierra y sus tomates serán más fuertes y más saludables. Cave un hoyo de tal manera que la mayor parte de su planta esté cubierta por el suelo, asegurándose de eliminar todas las hojas por debajo de la línea del suelo.

Los tomates son deliciosos, nutritivos y su cultivo es muy satisfactorio, pero asegúrese de elegir buenas variedades de tomates, hay muchos tomates malos, harinosos e insípidos, así que escoja una variedad que sea de calidad.

PhotoMIX Ltd en pixels